ADmit Therapeutics cierra una ronda de 200.000 € para seguir desarrollando un test para la detección precoz del Alzheimer